OLIMPISMO Y JUDO COMO MOVIMIENTOS PARALELOS

Pierre de Coubertin y Jigoro Kano coincidieron históricamente. Ambos líderes manifestaron su atracción por las interacciones atléticas entre naciones, al igual que coincidieron en la defensa de la actividad deportiva como un desarrollo cultural y humano.

Fuentes documentales de Kodokan indican que Jigoro Kano se entrevistó por primera vez con el barón Pierre de Coubertin en el año 1912, coincidiendo con la celebración de los Juegos Olímpicos de Estocolmo, donde participó por primera vez, el fundador del judo, como jefe de misión del equipo japonés. Asimismo, las fuentes olímpicas asocian a los dos personajes mediante el testimonio histórico que señala que existió una relación de ambos personajes, afirmando que se respetaron y colaboraron de forma estrecha.

El olimpismo despegó como una oportunidad de disfrutar conjuntamente del deporte entre las naciones, y en ese sentido el judo recoge también en su base el desarrollo social a partir de la colaboración auténtica y solidaria entre las personas. Hay signos que señalan que el principal motivo para aceptar la inclusión al movimiento olímpico fue la interacción entre naciones, porque el judo nació sin actitud competitiva.

Ambas tendencias persiguen favorecer el enriquecimiento de las personas con la educación física como una doctrina de la fraternidad entre el cuerpo y el espíritu”. El objetivo del judo original coincide con las aspiraciones del movimiento olímpico sobre la manifestación del desarrollo de la actividad física como una manera de progreso holístico de los seres humanos.

Jigoro Kano recorrió el mundo con el objetivo de dar a conocer su diseño deportivo e interactuar internacionalmente a través de la actividad física, propósito que coincide con el ideario Olímpico. También, el atractivo escenario de los Juegos ofrecía la oportunidad de promocionar y difundir la cultura tradicional japonesa a través del judo, y de esta forma acabar con la tendencia japonesa de esos años que daba la espalda a su propia cultura.

Pierre de Coubertin citó en sus discursos a Kano como “el renovador del Ju Jutsu en Japón”. Antes de su muerte, propuso objetivos de cooperación con Japón expresando su esperanza para que los «nuevos ideales Olímpicos nacieran de una interacción con la cultura asiática, mediante la celebración de los Juegos en Japón”. Esta declaración es otra muestra de la convivencia de ambos personajes en el mismo periodo de tiempo.

La cohesión de estos pensamientos deportivos y la integración asiática favoreció la designación de Jigoro Kano, como miembro del Comité Olímpico Internacional (COI) en el año 1909, a la edad de 48 años, convirtiéndose en el primer asiático en ostentar este cargo. Desde el ingreso en la institución Olímpica, Jigoro Kano insistió en la inclusión del Judo al olimpismo, y movimiento deportivo universal.

Tokio recibió, en 1936, la primera asignación como sede olímpica para la celebración del año 1940, aunque lamentablemente, se anuló a causa del arranque de la Segunda Guerra Mundial. Esta malograda inauguración se retrasó hasta el año 1964 coincidiendo con la presentación del judo masculino como deporte olímpico. El judo femenino no se hizo oficial hasta los juegos celebrados en Barcelona en el año 1992, aunque anteriormente se hizo un primer acercamiento como deporte de exhibición en Seúl ´88.

Pierre de Coubertin nace el 1 de enero del 1863 y muere en el año 1937; Jigoro Kano nace el 10 de diciembre de 1860, y muere el 4 de mayo del 1938, de neumonía en un barco sobre el océano Pacífico. Estos datos son otra muestra de que sus vidas trascurrieron, prácticamente, en el mismo periodo temporal con objetivos paralelos a favor del desarrollo de las personas a través del deporte.

@Almudena López

Referencias:
Coubertin, P. (2011) “Olimpismo” Comité Internacional P. de Coubertin. Lausana.
Durantez, C. (2001). “Pierre De Coubertin y su ideario”. Madrid. Publicaciones del Comité Olímpico Español.
Mizoguchi, N. (2013). Sei to Yawara 性と柔” 河出書房Tokio. Kawade Shobo. (En japonés).
Sanada, H. Legado del profesor Jigoro Kano. Soporte editorial. Instituto de Judo Kodokan. Jigoro Kano Memorial.

TEMA RECUPERADO DE LA TESIS DOCTORAL:
A, López Chaves (2019). Tesis Doctoral “El tratamiento de la prensa escrita al judo femenino (1972-2012)”. UCM. Madrid.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies